X

Un estudio publicado recientemente en la prestigiosa revista científica Circulation demostró que hombres y mujeres jóvenes presentan diferencias en la recuperación que sigue a un infarto agudo de miocardio.

Coordinados por la Dra. Xiao Xu, profesora de la Facultad de Medicina de la Universidad de Yale, en Estados Unidos de Norteamérica, los investigadores estudiaron a 2.400 mujeres y 1.200 hombres de 18 a 55 años de edad que habían sufrido un ataque cardíaco y se atendían en más de 100 hospitales de Estados Unidos, España y Australia.

Un mes después de haber sufrido el infarto, las mujeres presentaron más dolor de pecho, peor calidad de vida y peor salud general que los hombres. Al analizar las distintas variables que podían influir sobre la recuperación de los 3.600 pacientes, los investigadores hallaron que las mujeres tenían niveles más altos de estrés que los hombres.

“Las mujeres tienden a sufrir un estrés mayor que los hombres por muchas razones, entre ellas, se enfrentan a mayores exigencias con respecto al cuidado de la familia. El estrés mental podría jugar un papel importante al influir en la recuperación de los pacientes después de un ataque cardiaco”, alertó la Dra. Xiao Xu.

“Entre los pacientes jóvenes y de edad mediana, los mayores índices de estrés se asocian con una recuperación peor en varios parámetros de salud después de un infarto. Las mujeres padecen mayores niveles de estrés psicológico y esto explica parcialmente que su recuperación sea más difícil”, concluyeron los autores del artículo.

La Dra. Xiao Xu hizo un llamado a la comunidad médica: “Al atender a los pacientes más jóvenes por un ataque cardíaco, especialmente a las mujeres jóvenes, tenemos que prestar atención a su situación vital y al estado mental además de a la salud física”.